RETOMANDO LA SENDA DE LA GENERACIÓN DISTRIBUIDA (Parte 2)

A pesar de ello las instalaciones de autoconsumo se ven perseguidas, ya que la Ley 24/2013, de 26 de diciembre, del Sector Eléctrico, establece, y cito literalmente:
“El desarrollo del autoconsumo como fuente alternativa de generación de electricidad al margen del sistema eléctrico requiere la regulación de una actividad que no tenía hasta la fecha un marco legal y reglamentario específico.”
Y posteriormente, hablando de las instalaciones de autoconsumo dice:
“En este sentido, el articulado de la ley establece la obligación de las instalaciones de autoconsumo de contribuir a la financiación de los costes y servicios del sistema en la misma cuantía que el resto de los consumidores.”
En el artículo 9 (“Autoconsumo de energía eléctrica”) de la mencionada ley, es donde regula el funcionamiento de las instalaciones de autoconsumo, estableciendo en el apartado 9.3. lo siguiente:
“Todos los consumidores sujetos a cualquier modalidad de autoconsumo tendrán la obligación de contribuir a los costes y servicios del sistema por la energía autoconsumida, cuando la instalación de generación o de consumo esté conectada total o parcialmente al sistema eléctrico”.
18rajoygalan
Para ello estarán obligados a pagar los mismos peajes de acceso a las redes, cargos asociados a los costes del sistema y costes para la provisión de los servicios de respaldo del sistema que correspondan a un consumidor no sujeto a ninguna de las modalidades de autoconsumo descritas en el apartado anterior.
El Gobierno podrá establecer reglamentariamente reducciones en dichos peajes, cargos y costes en los sistemas no peninsulares, cuando las modalidades de autoconsumo supongan una reducción de los costes de dichos sistemas.”
Adicionalmente establece como falta muy grave (es decir el mayor nivel de gravedad), entre otros:
“En relación con el autoconsumo, el incumplimiento de la obligación de registro así como la aplicación de modalidades o de regímenes económicos no contemplados expresamente en esta ley y su normativa de desarrollo, así como el incumplimiento de alguno de los requisitos técnicos de aplicación a las distintas modalidades de autoconsumo cuando se produjeran perturbaciones que afecten a la calidad de suministro en el ámbito de la red a la que están conectados.”
Una vez tipificadas las faltas determina el régimen sancionador, el cual reza:
“Por la comisión de las infracciones muy graves se impondrá al infractor multa por importe no inferior a 6.000.001 euros ni superior a 60.000.000 de euros.”
A tenor de lo que desarrolla la Ley 24/2013, queda claro que una instalación de generación para autoconsumo, cuando se instale para suministrar energía eléctrica a un consumidor que está simultáneamente conectado a la red de distribución convencional, aun cuando no vierta en la red de distribución ninguna energía, sino que la consuma completamente entra dentro del régimen de autoconsumo y está obligado a pagar toda la energía generada, por ello algunos propietarios de instalaciones de energía fotovoltaica, se plantean incluso desinstalar sus placas, ya que disponer de una instalación de este tipo en una vivienda, y que además esté conectada a la red, es más caro (hasta un 27%) que simplemente abastecerse directamente de la red eléctrica.
De cualquier modo, no todo son malas noticias, porque el peaje de respaldo, realmente no tiene futuro por varias razones:
1. La propia CNE (comisión nacional de la energía) ya dictaminó que el peaje de respaldo es improcedente y discriminatorio.
2. A esta opinión se le sumó en del Tribunal de la Competencia.
3. La propia Directiva 2012/UE dice clara e inequívocamente que todos los países de la UE eliminarán las barreras que impiden el autoconsumo. Y esta pesa de verdad.

A la hora de redactar este artículo el ministro Soria manda el Proyecto de Ley a la CNMC (Comisión Nacional de Mercados y Competencia), a pesar de que desde el 30 de enero de 2015 estamos siendo investigados por este tema que nació el diciembre de 2013 y de la comentada directiva 2012/UE. Luego, cuando la UE nos tire de las orejas, el ministro Soria dirá como Zapatero con la crisis: “mis asesores no me informaron bien“.

Entendemos que es necesaria una reflexión acerca de estos hechos y que la conclusión sea fomentar la generación distribuida, teniendo como objetivo el abastecimiento energético que abarate sustancialmente la factura energética de los ciudadanos, mediante tecnologías sostenibles, entendiendo por sostenibilidad aquellas que cumplen simultáneamente tres criterios:
– Económicamente viables.
– Socialmente justas.
– Respetuosas con el medioambiente.
A pesar de la última noticia, esta situación no es posible que dure mucho tiempo, la prioridad es cumplir con la reducción de CO2 para minimizar el cambio climático y de este modo es imposible. No obstante, ya se armó el lío con Europa que lo tenemos perdido de antemano.

José Marco Montoro                                                 José Manuel Rodríguez