LA EXIGENCIA DEL DB-HE0

 

Se ha añadido una exigencia a las viviendas (independientemente de cuál sea su tipología) de nueva construcción  o ampliación de la construcción existente, que afecta no solo a la demanda (contemplada en HE1) sino también al consumo, añadiendo la exigencia HE0.

Para cumplir con ella, los consumos deben ser inferiores al valor obtenido de la siguiente relación:

Cep,lim  = Cep,base  + Fep,sup./S

Siendo

Cep,lim el valor límite del consumo energético de energía primaria no renovable para los servicios de calefacción, refrigeración y ACS, en kWh/m2año, considerada la superficie útil de los espacios habitables;

Cep,base el valor base del consumo energético de energía primaria no renovable, dependiente de la zona climática de invierno correspondiente a la ubicación del edificio, que toma los valores de la Tabla 1;

Fep,sup el factor corrector por superficie del consumo energético de energía primaria no renovable, que toma los valores de la Tabla 1;

S es la superficie útil de los espacios habitables del edificio, o la parte ampliada, en m2.

Figura 1. Evolución del consumo límite en cada zona climática en función de la superficie útil.

Figura 1. Evolución del consumo límite en cada zona climática en función de la superficie útil.

Para ver cuál es la repercusión de esta nueva exigencia vamos a utilizar las herramientas oficiales (LIDER y CALENER-VYP) con el fin de comparar el consumo en el estado anterior (HE1) y la exigencia actual (HE0).Con esta nueva exigencia varía el concepto que ha venido siendo la guía del desarrollo de la HE1 así como de la certificación energética de edificios, donde el cumplimiento de estas normas se hacía por comparación con un edificio de referencia cuya definición dependía del edificio objeto definido. En este caso la HE0, para las viviendas, toma un valor de referencia absoluto para cada zona climática de invierno.

Se han desarrollado dos casos: una vivienda situada en un bloque de un área útil de 90 m2, y una vivienda unifamiliar de 300 m2.

En las siguientes figuras se presentan simultáneamente los consumos que se obtienen en cada una de las zonas climáticas para el edificio de referencia y la limitación del consumo exigido por la norma, en la primera para la vivienda en bloque, en la segunda para la vivienda unifamiliar.

Comoera de esperar, en el caso de la vivienda unifamiliar, la exigencia HE0 es mucho más restrictiva que en el caso de la vivienda en bloque.

Figura 2. Consumo de energía primaria en ACS calefacción y refrigeración en la vivienda en bloque de referencia, en las distintas zonas climáticas.

Figura 2. Consumo de energía primaria en ACS calefacción y refrigeración en la vivienda en bloque de referencia, en las distintas zonas climáticas.

 

 

Figura 3. Consumo de energía primaria en ACS calefacción y refrigeración en la vivienda unifamiliar de referencia, en las distintas zonas climáticas.

Figura 3. Consumo de energía primaria en ACS calefacción y refrigeración en la vivienda unifamiliar de referencia, en las distintas zonas climáticas. 

 

Con el fin de tener una idea aproximada de la exigencia en función de la zona climática hemos obtenido las medias de los consumos de las viviendas de referencia en cada una de las cinco zonas de invierno, calculando cual es la reducción media del consumo que debe realizarse para cumplir con la exigencia HE0.

medias_piso

medias_unif

CONCLUSIONES

En primer lugar debe tenerse en consideración que estos ejemplos han sido desarrollados para edificios concretos, por lo que los resultados no tienen una validez general. Dependiendo del tipo de edificio los resultados que aquí se presentan pueden variar de forma considerable.

  • La aplicación de técnicas especiales de eficiencia energética en la construcción de los edificios se convierte en una necesidad para cumplir las nuevas exigencias.
  • La reducción de emisiones de CO2 no solo es un aspecto normativo, sino una responsabilidad social del técnico.
  • Todos debemos aportar a la reducción de consumo energético, cada uno desde su área de acción.
  • Teniendo en cuenta la viabilidad económica (en base al ahorro de energía) se debe ir más allá de la normativa construyendo edificios de energía caso cero.

José Manuel Rodríguez                                                                                                 José Marco Montoro